jueves, octubre 09, 2008

Hombre realizado

Su padre solía repetirle: “serás lo que debas ser o si no, no serás nada”. Hubiese sido útil alguna orientación, más allá de la frase lapidaria, algo que le permitiese descubrir cuál era su “deber ser”. Pero, fuera lo que fuera, la tarea quedaba por completo a su cargo, nadie le exigió continuar una tradición familiar, ninguna vocación imperiosa vino a reclamar su presencia, nada lo apasionaba lo suficiente. Finalmente, comprendió. Y se dedicó de lleno a cumplir el precepto. Hoy, lo ha logrado: es la Nada más perfecta que cualquiera pueda pedir.

1 comentario:

Dragon de Azucar dijo...

'Serás lo que debas ser o no serás nada' si habremos escuchado esa frase...

Saludos